Header Ads

¿Se debe legalizar la marihuana en México?


Noé de Jesús Sánchez López / Opinión.

Hoy en día es indiscutible que México atraviesa una de las más crudas guerras contra el narcotráfico, los montos multimillonarios que se obtienen de la venta de estupefacientes son sumamente atractivos para quienes tienen una trayectoria en el negocio y para quienes por primera vez recurren a esta actividad por verle como una forma más fácil y rápida de obtener dinero.

La cantidad de recursos que se maneja en el mercado ilegal de las drogas es lo suficientemente alta como para sostener la guerra contra el Estado, pudiendo mencionar aquel video famoso presentado en el programa televisivo “Punto de partida” sobre la ciudad de Creel Chihuahua(1), en el que queda de manifiesto la corrupción y la guerra perdida de parte del gobierno.


Al igual que otros hechos ilícitos tales como el aborto en algunos estados de nuestro país, no es posible regular las condiciones bajo las cuales se producen, incurriendo en consecuencias aún peores en contra de la salud de los consumidores debido a la desinformación, así como su procedencia y calidad no verificable; legalizar implicaría poner reglas, normar, normalizar, y no simplemente liberalizar, considerando que la prohibición a la fecha ha demostrado ser útil para aumentar los recursos de los delincuentes y las organizaciones mafiosas del mercado negro que surge en torno a esta.

Otro factor que bien vale la pena analizar en este contexto son los resultados estadísticos en los países donde ya se ha legalizado, en torno a la influencia en el índice de delincuencia, de mortandad a causa de intoxicación por la marihuana, similitud cultural, nivel socioeconómico, entre otros factores,  así como los nuevos problemas sociales a que esto dio origen.

A la fecha se han dicho, y se dicen, cosas que no son tan ciertas, o que son manipuladas para sostener la prohibición de la venta y consumo de la marihuana en México, tal como menciona Jorge Javier Romero Vadillo,  es evidente que se trata de una droga injustamente satanizada, cuando en cambio es legal el alcohol violento y asesino, culpable de la inmensa mayoría de los accidentes mortales de tráfico, y el tabaco, adictivo hasta la desesperación e indudablemente mortal, droga inútil, nada divertida y efímeramente placentera(2).

Si bien la marihuana es una droga que puede provocar adicción, las consecuencias en torno a la satanización, desinformación, prohibición y falta de regulación son aún mayores, resultando necesaria la acción eficaz de un Estado laico que fundamente sus posiciones en criterios científicos y no en visiones morales particulares.




1.    Televisa / Maerker D. (2010, Marzo 15). Comando armado en Creel Chihuahua video grabado cometiendo masacre. Punto de partida. Obtenido el 03 de octubre de 2010 desde http://www.youtube.com/watch?v=rBHFBcAYqXI.
 

2.    Romero, Jorge J. (2007, Noviembre 14). ¿Por qué se debe legalizar la marihuana?. La Crónica de hoy. Obtenido el 03 de octubre de 2010 desde http://www.cronica.com.mx/nota.php?id_nota=333058.


Foto: Pablo Flores, de http://redaccion.nexos.com.mx/?p=1841